El mijo es un alimento que contiene muchísimas más propiedades nutricionales que el trigo y el arroz (parientes cercanos), aunque no es tan conocido. Este cereal pueden ser utilizadas en múltiples platillos en la cocina, y puede ser consumido especialmente por las personas alérgicas al gluten, ya que este alimento no lo posee.

Este cereal es cultivado desde hace millones de años; de hecho, la primera cosecha conocida data de los tiempos prehistóricos, en África, que actualmente es la zona principal de cosecha.

Dentro de los niveles nutricionales de este cereal, podemos encontrar:

  • Proteínas – 11%
  • Carbohidratos – 60%
  • Grasas – 14%
  • Vitaminas B1, B2 y B9
  • Magnesio, hierro y fósforo

El consumo de mijo está probado para mejorar la salud del organismo ya que tiene una gran cantidad de nutrientes esenciales. Tiene un ligero sabor a nueces, y se puede puede preparar al igual que el arroz común, hirviéndolo con agua.

El mijo es una fuente muy buena de proteínas vegetarianas; una taza aporta alrededor de 6 gr de proteínas, esto lo hace un alimento atractivo para personas que siguen una dieta vegana o vegetariana, o simplemente a los que buscan reducir la ingesta de carnes por algunas razones específicas. Pero hay que decir que el mijo no contiene todos los aminoácidos esenciales para nuestro organismo, por eso es recomendable mezclarlo con habas, garbanzo o algún otro grano que complemente esta carencia.

EL MIJO Y LAS VITAMINAS

El mijo es una excelente fuente de vitaminas del complejo B, quienes ayudan a mejorar el metabolismo y la actividad de las enzimas, lo que mejora la digestión de los alimentos. Además, regula el sistema nervioso y la producción de glóbulos rojos. Ricas en magnesio, potasio, zinc, cobre y manganeso, aportaran un plus en lo que a funcionamiento muscular y nervioso se refiere.

El mijo podrá ayudar a nuestro organismo a reducir las probabilidades de desarrollar una enfermedad crónica. Los antioxidantes (fenoles) que contiene el mijo pueden ayudar a frenar el desarrollo de enfermedades como el cáncer, diabetes, osteoporosis y las enfermedades cardiovasculares; los fenoles funcionan como compuestos antioxidantes que luchan contra los radicales libres, culpables de la oxidación y deterioro de las células.

Un aspecto muy importante de este cereal es que no contienen gluten. Esto es especialmente positivo para las personas que siguen una tienda “gluten free” o son alérgicos al componente. Además, es posible comprar harina de mijo (o molerla tú mismo) para hacer panes y pastas libres de gluten.

No solo esto, sino que también promueven la proliferación de la flora intestinal, lo que ayuda a mejorar nuestro ecosistema interno, que a su vez mejora la digestión y combate el estreñimiento. Además, ayuda a fortalecer el sistema inmune, así como los huesos y los músculos.

Al contener el aminoácido “triptófano”, el mijo es capaz de estimular la serotonina ubicada en nuestros cuerpos; esta sustancia química está ubicada en el cerebro, y es la responsable de que nos de sueño. Así que es seguro decir que este cereal son combatientes leales para los pacientes que sufren de insomnio.

Hubo un estudio en la Universidad de Inglaterra que arrojó como resultado que los niños que sufren de asma, al consumir este cereal, tienen una reducción considerable de ataques. De igual forma, como ya hemos dicho, el consumo de las mismas también puede ayudar a frenar el desarrollo de esta enfermedad, como muchas otras de tipo crónico.

LA FIBRA DEL MIJO

El mijo, al contener tan altos niveles de fibra, contribuyen a la pérdida de peso de manera natural. También pueden ayudar a combatir el apetito y la ansiedad, así como mantener la saciedad por más tiempo. Al mismo tiempo, el mijo nos ayuda a reducir los niveles de toxinas en el organismo; de esta manera también ayudan a prevenir el cáncer.

La lisina y la prolina contenidas en este cereal, han probado combatir el envejecimiento. Estos aminoácidos estimulan la producción de colágeno en el cuerpo, que como sabemos, es fuente esencial para mantener el brillo y elasticidad de la piel, uñas y cabello.

BENEFICIOS DEL MIJO:

  • Regenera el sistema nervioso.
  • Es un alimento recomendable para niños en pleno desarrollo o para personas que ejercen labores intelectuales muy exhaustivas.
  • Por su contenido de hierro, ayuda a las mujeres a mantenerse mejor durante el embarazo.
  • Es un coadyuvante de las anemias y los calambres en los músculos.
  • Gracias al magnesio contenido en el mijo, se mejora la función cardiaca con su consumo.
  • No tiene gluten en lo absoluto.
  • Tiene una poderosa acción sobre las arrugas de la piel y el esmalte dental.
  • Incluir este cereal en nuestra dieta nos aportara una cantidad de nutrientes inmensa. Recordemos que tiene más del doble de proteínas que el arroz, y se cocina de la misma manera; esto lo hace un poco más llamativo a la hora de escogerlo.

Las recetas que podemos encontrar con este cereal como ingrediente, son casi infinitas. Desde platos calientes, hasta panes, pastas y ensaladas. Pero lo más recomendado siempre será incluirlo en el desayuno, junto con esa taza de cereal que a todos nos gusta.

Es importante mencionar que, aunque el mijo tienen un excelente sabor, el mejor de todos es el que tiene un color dorado intenso; ofrece mejor sabor y más nutrientes que sus parientes de la misma línea.

De todos los cereales, el mijo es el menos conocido; no sabemos el porqué, pero lo que sí sabemos es que es el más poderoso, también puede consumirse como mijo hinchado.

A pesar de que el mijo no sea tan popular como el trigo, el maíz o el arroz, este cereal de semillas diminutas ofrece varios beneficios de gran importancia a nuestro organismo, por ejemplo supone un aporte nutricional alto en fibra lo que ayuda en gran medida a nuestra digestión, esto también nos facilitará mantener nuestro peso o incluso eliminar esos kilos demás.

Una de las propiedades del mijo es que este es el sustituto perfecto para otros granos que no pueden ser consumidos por personas celíacas, ya que se encuentra totalmente libre de gluten, así podrán preparar las recetas que deseen para sustituir a otros cereales como el trigo o la avena que son utilizados para preparar varios alimentos, uno de ellos es el pan.

El mijo también es de gran ayuda para aquellas personas que disfrutan de ejercitarse o hacer cualquier deporte ya que aporta una gran cantidad de energía y por su gran cantidad de nutrientes ayuda a fortalecer y desarrollar nuestros músculos, también protege a nuestra piel contra la luz solar para hacerla lucir más suave y tersa.

En cuanto las contraindicaciones del mijo, se podría decir que este alimento de origen vegetal no constituye ningún riesgo para nuestra salud ni su consumo ocasiones efectos secundarios, por lo que es recomendado por una enorme cantidad de médicos y nutricionistas, quienes aseguran que sus beneficios son indispensables para nuestra dieta.

¿POSEE EL MIJO PROPIEDADES PARA EL CABELLO?

Este cereal es increíblemente beneficioso para nuestro organismo, una de sus más maravillosas cualidades es que ayuda a que nuestro cabello sea más fuerte, abundante y tenga mucho más volumen, así que consumir periódicamente mijo puede ayudar a las personas para que conserven un cabello más saludable al igual que las personas que sufren de caída de cabello.

Pero ya que este posee grandes cantidades de queratina no solamente ayuda a que nuestro cabello crezca más rápido y saludable, sino que también ayuda a que nuestras uñas luzcan mejor y sean menos quebradizas, también ayuda a nuestra piel a que se cure más rápido de quemaduras solares. El mijo también ayuda al blanqueamiento dental.

Las semillas de mijo son un alimento que contiene muchísimas más propiedades nutricionales que el trigo y el arroz (parientes cercanos), aunque no es tan conocido. Estas semillas pueden ser utilizadas en múltiples platillos en la cocina, y puede ser consumido especialmente por las personas alérgicas al gluten, ya que este alimento no lo posee.

Este cereal es cultivado desde hace millones de años; de hecho, la primera cosecha conocida data de los tiempos prehistóricos, en África, que actualmente es la zona principal de cosecha.Dentro de los niveles nutricionales de estas semillas, podemos encontrar:

Niveles nutricionales
Proteínas – 11% Carbohidratos – 60% Grasas – 14% Vitaminas B1, B2 y B9 Magnesio, hierro y fósforo

El consumo de semillas de mijo está probado para mejorar la salud del organismo ya que tiene una gran cantidad de nutrientes esenciales. Tiene un ligero sabor a nueces, y se puede puede preparar al igual que el arroz común, hirviéndolo con agua.

El mijo es una fuente muy buena de proteínas vegetarianas; una taza aporta alrededor de 6 gr de proteínas, esto lo hace un alimento atractivo para personas que siguen una dieta vegana o vegetariana, o simplemente a los que buscan reducir la ingesta de carnes por algunas razones específicas. Pero hay que decir que el mijono contiene todos los aminoácidos esenciales para nuestro organismo, por eso es recomendable mezclarlo con habas, garbanzo o algún otro grano que complemente esta carencia.

SEMILLAS DE MIJO Y LAS VITAMINAS

Las semillas de mijo son una excelente fuente de vitaminas del complejo B, quienes ayudan a mejorar el metabolismo y la actividad de las enzimas, lo que mejora la digestión de los alimentos. Además, regula el sistema nervioso y la producción de glóbulos rojos. Ricas en magnesio, potasio, zinc, cobre y manganeso, estas semillas aportaran un plus en lo que a funcionamiento muscular y nervioso se refiere.

El mijo podrá ayudar a nuestro organismo a reducir las probabilidades de desarrollar una enfermedad crónica. Los antioxidantes (fenoles) que contienen las semillas de mijo pueden ayudar a frenar el desarrollo de enfermedades como el cáncer, diabetes, osteoporosis y las enfermedades cardiovasculares; los fenoles funcionan como compuestos antioxidantes que luchan contra los radicales libres, culpables de la oxidación y deterioro de las células.

Un aspecto muy importante de estas semillas es que no contienen gluten. Esto es especialmente positivo para las personas que siguen una tienda “gluten free” o son alérgicos al componente. Además, es posible comprar harina de mijo (o molerla tú mismo) para hacer panes y pastas libres de gluten.

No solo esto, sino que también promueven la proliferación de la flora intestinal, lo que ayuda a mejorar nuestro ecosistema interno, que a su vez mejora la digestión y combate el estreñimiento. Además, ayuda a fortalecer el sistema inmune, así como los huesos y los músculos.

Al contener el aminoácido “triptófano”, las semillas de mijo son capaces de estimular la serotonina ubicada en nuestros cuerpos; esta sustancia química está ubicada en el cerebro, y es la responsable de que nos de sueño. Así que es seguro decir que estas semillas son combatientes leales para los pacientes que sufren de insomnio.

Hubo un estudio en la Universidad de Inglaterra que arrojó como resultado que los niños que sufren de asma, al consumir estas semillas, tienen una reducción considerable de ataques. De igual forma, como ya hemos dicho, el consumo de las mismas también puede ayudar a frenar el desarrollo de esta enfermedad, como muchas otras de tipo crónico.

LA FIBRA EN LAS SEMILLAS DE MIJO

Las semillas de mijo, al contener tan altos niveles de fibra, contribuyen a la pérdida de peso de manera natural. También pueden ayudar a combatir el apetito y la ansiedad, así como mantener la saciedad por más tiempo. Al mismo tiempo, el mijo nos ayuda a reducir los niveles de toxinas en el organismo; de esta manera también ayudan a prevenir el cáncer.

La lisina y la prolina contenidas en estas semillas, han probado combatir el envejecimiento. Estos aminoácidos estimulan la producción de colágeno en el cuerpo, que como sabemos, es fuente esencial para mantener el brillo y elasticidad de la piel, uñas y cabello.

BENEFICIOS DE LAS SEMILLAS DE MIJO:

Regenera el sistema nervioso. Es un alimento recomendable para niños en pleno desarrollo o para personas que ejercen labores intelectuales muy exhaustivas.

Por su contenido de hierro, ayuda a las mujeres a mantenerse mejor durante el embarazo.

Es un coadyuvante de las anemias y los calambres en los músculos.

Gracias al magnesio contenido en estas semillas, se mejora la función cardiaca con su consumo.

Las semillas de mijo no tienen gluten.

Tiene una poderosa acción sobre las arrugas de la piel y el esmalte dental.

Incluir estas poderosas semillas de mijo en nuestra dieta nos aportara una cantidad de nutrientes inmensa. Recordemos que tiene más del doble de proteínas que el arroz, y se cocina de la misma manera; esto lo hace un poco más llamativo a la hora de escogerlo.

Las recetas que podemos encontrar con estas semillas como ingrediente, son casi infinitas. Desde platos calientes, hasta panes, pastas y ensaladas. Pero lo más recomendado siempre será incluirlo en el desayuno, junto con esa taza de cereal que a todos nos gusta.

Es importante mencionar que, aunque todos los tipos de semillas de mijo tienen un excelente sabor y son comestibles, el mejor de todos es el que tiene un color dorado intenso; ofrece mejor sabor y más nutrientes que sus parientes de la misma línea.

De todos los cereales, el mijo es el menos conocido; no sabemos el porqué, pero lo que sí sabemos es que es el más poderoso, también puede consumirse como semillas de mijo hinchado.

DONDE COMPRAR SEMILLAS DE MIJO

Luego de hablar un poco acerca de este cereal, de seguro te estarás preguntando dónde comprar mijo, y lo mejor es que este es fácil de encontrar en cualquier mercado, incluso viene en distintas variedades y existen varios productos elaborados a base de mijo. También se encuentra disponible en algunas tiendas o herbolarios online como Semillarium.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here